miércoles, 28 de noviembre de 2018

Seguros para mascotas ¿De verdad lo necesitas?


Así como las personas tienen su seguro médico y tienen esa facilidad para salir de situaciones como accidentes o enfermedades graves, nuestras mascotas también tienen derecho a tener un seguro que las respalde en caso de cualquier inconveniente médico, por estas razones es que muchas compañías aseguradoras ya optaron por incluir a las mascotas en el campo de los seguros médicos.

Tu mascota te lo agradecerá

Si amas al animalito que tienes en casa, no hay mejor manera de consentirlo que dándole su propio seguro veterinario, nunca se sabe en qué momento pueda sufrir de alguna alergia o incluso pueda fracturarse alguna patita. Incluso si tienes una mascota que pronto dará a luz y quieres que lo haga en el mejor ambiente posible, lo mejor será tenerla asegurada para cubrir los gastos del parto.

Cosas que debes tomar en cuenta antes de asegurar a tu mascota


  • En la mayoría de los casos, mientras el animal sea mayor, más altas son las primas anuales.
  • Cotizar en algún sitio web especializado en seguros de gastos médicos mayores
  • Hay aseguradoras que niegan la cobertura a mascotas que tengan condiciones pre-existentes. Un ejemplo sería el de los pastores alemanes, estos son propensos a heredar condiciones como la displasia de la cadera, condición que degenera la unión de la cadera y la pueden padecer muchos perros de esta raza.
  • Ya existen pólizas de seguro veterinario que cubren muchos tipos de animales tales como gatos, perros, conejos, hámsters, conejillos de india, entre otros roedores, pájaros exóticos y reptiles como tortugas e iguanas.
  • En su mayoría, las aseguradoras para animales, inician la cobertura a partir de las 6 u 8 semanas de nacimiento de la mascota.
  • Se le deben hacer exámenes a las mascotas antes de asegurarlas con la finalidad de evidenciar su estado de salud y de esta forma así la empresa va a decidir si el animalito es apta para contratar el seguro.

Los seguros siempre serán necesarios, ya sea de hogar, auto, muerte, pero sobre todo es muy importante cuando se trata de una vida por la que cuidar y más aún cuando nos referimos a una vida inocente como la de una mascota indefensa a la que hay que darle el mismo cariño como si fuera alguien de nuestra propia sangre.